Ansiedad

Todos conocemos la Ansiedad, y si bien es algo que nos pasa a todos, sin importar género, creo que seriamente que la Ansiedad es netamente femenina. Es un caracterológico de todas,  absolutamente todas las mujeres que conozco.

Esta impreso en nuestro ADN, y es parte de nuestro código genético.

No vamos a hablar hoy de la enfermedad ni de  trastornos, tengo mucho respeto por ello y no es el tema que me ocupa aquí.

Vamos a ver,  según la Real Academia Española, la definición es:

Ansiedad.

(Del lat. anxiĕtas, -ātis).

1. f. Estado de agitación, inquietud o zozobra del ánimo.

o

2. f. Med. Angustia que suele acompañar a muchas enfermedades, en particular a ciertas neurosis, y que no permite sosiego a los enfermos.

Me resulta un poco antagónico y complementario a la vez, agitación y angustia. El estado de agitación cuando esperamos que algo ocurra, que alguien nos llame, un chico, un candidato, un trabajo, una confirmación, una buena noticia y que una situación se resuelva para bien.

Ansiedad es también, cuando en medio de la noche pasamos horas sin dormir, comiéndonos la cabeza, por tratar de entender algo o a alguien. Y eso nos genera angustia porque necesitamos saber, y entender y nos falta información o necesitamos tenemos claridad.

Cuando la ansiedad se transforma en enfermedad, estamos hablando de otro tipo de angustia, y no tengo formación profesional para hablar de ella.

Ansiedad  ( sinonimos)

  • desasosiego, intranquilidad, zozobra, angustia, ansia, congoja, desazón, inquietud, preocupación.

Es algo que nos cuesta manejar, la ansiedad nos deja intranquilas, y se nos agita el corazón, estamos nerviosas, nos comemos las uñas o la mitad de la heladera, y la paciencia (que también es femenina, pero ninguna de nosotras la reconoce como amiga), no aparece en esos momentos que necesitamos un poco de calma y para pensar con tranquilidad.

No se cual sea vuestro caso, el mío es que necesito inventarme un Plan B, y esa es la única manera en que puedo manejarla.

Un Plan B, que me ayude a resolver, a aquietar mi angustia, y sentir que tengo una idea que me tranquiliza. Un Plan B, para sacar de la manga, y alejarme de preocupaciones, apoyar la cabeza en la almohada y volver a dormir.

Pero cuidado, hay cosas para las que no puedo inventarme un Plan B, hay situaciones importantes de la vida para las que la ansiedad es mas fuerte que yo y me supera. La Paciencia tampoco me visita esos días, y tengo que recurrir a lo mejor de mí y no siempre lo encuentro.

La ansiedad es una compañera, que acompaña hace años mi vida, pero no puedo decir que seamos amigas. Y creo que nunca tendré suficiente paciencia para neutralizarla del todo. Será cuestión de terminar de acostumbrarme a ella y saber que por mas que me resista siempre estará conmigo.

Si a alguna le sobra algo de paciencia, me mandan un poco? 😉

 

xoxo

Carla

Miren las imágenes desesperadas de ansiedad que muestra google, cuando googleamos la palabra.

ansiedad
Anuncios

10 pensamientos en “Ansiedad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s