Abrir y cerrar…

Este post intenta ser un cierre o  despedida…. simplemente porque un año mas tarde, me doy cuenta que este blog esta abierto y necesito soltar y cerrar esta etapa, para abrir una nueva.

Aprendi mucho de este blog y me da gusto saber que sigue siendo visitado. Este año de silencio, y de meterme para adentro, me hizo revisar muchas cosas y agradecer otras.

Gracias a todos los que pasaron y pasan por acá, a los mensajes, a los me gusta… a los que lo encontraron de casualidad y les dio curiosidad ver de que se trataba…

Hoy, decidí abrir un nuevo camino, http://sercuriosa.wordpress.com, donde me encuentran la misma pasión y la misma curiosidad que me impulsaron a abrir este espacio.

Los espero!

Carlaglobos-en-el-cielo-2

Anuncios

Tacones o ballerinas?

Guau! 11 de enero…. todavía vale decir Feliz año nuevo?

Espero que si, Feliz año para todos!!!  😀

Es tiempo de correr otra vez, de volver a trabajar mucho, y que mis últimos días de descanso, donde realmente pude descansar y desconectar la cabeza, hayan quedado bien atrás….

Es raro para mi volver a trabajar en relación de dependencia, no me quejo mucho porque yo lo pedí y la situación no esta para quejarse, pero volver a pasar por situaciones en donde se juegan jerarquías, derechos de piso, cuidarse de que los demás no nos hagan cosas que no queremos (cuidarse el culo, se dice en mi país), es algo a lo que si bien puedo reconocer de lejos, ya estoy desacostumbrada.

Me cuesta mucho no estallar, no decir que no estoy de acuerdo, volver a hacerme de abajo, y recomenzar un camino….

Me cuesta darme cuenta que es probable que pongan por sobre mi, a una persona 13 años menor que no tiene idea de que como funciona mi trabajo diario y parte de su gran mérito es su amplia disponibilidad para quedarse a trabajar hasta las tantas…. Y no la menosprecio, hoy salió a cubrime por un error que cometí y yo le agradecí mucho el gesto, pero siento yo que  debería tener un mejor lugar…

Aunque después,  cuando me equivoco y se frunce el estomago como cuando tenia 18 años, me cuestiono, qué es lo que quiero en este momento de mi vida? Yo quiero, trabajar, estar tranquila, volver a mi casa y disfrutar de mi vida personal? O, Me interesa complicarme ne reuniones interminables donde nada se resuelve, y están llenas de personas que no tienen a donde volver?

Me cuesta pensar en que zapatos quiero ponerme en este momento de mi vida….y es así de literal: salgo de mi casa en ballerinas, zapatillas o alpargatas, me cambio antes de llegar y me pongo tacos de 7u 8 cm, que llevo todo el día, de un lado al otro y cuando termino de trabajar y me tomo el tren para volver a mi casa, vuelvo a las ballerinasImagenImagen

No se que quiero ser, no se si quiero una carrera profesional, o un trabajo tranquilo que me permita disfrutar de mi vida, me pague los gastos y no me complique….

No me considero una persona mediocre, tal vez mi autoexigencia sea grande y necesite tener todo controlado y organizado, pero no se si tengo tantas ganas de complicarme en planes de carrera y todo el rollo, pero por otro lado…. no estoy acostumbrada  a jugar de callada…y a tener un lugar mas secundario….

Tacones o ballerinas ?

esa es la cuestión!

bs, Carla

En que zapatos….?

Guardianes

Ahhh diciembre…. reuniones, brindis, festejos, corridas, regalos… en todas partes del mundo es igual, es como si tuviéramos que encontrarnos con todos antes que cierre el año, como si la próxima semana las cosas no fueran igual…

Este fin de año, después de armar el árbol, y hablando de escribir la carta con los regalos Balta me dijo que ya sabía que no existía Santa Claus; que éramos nosotros, los padres; la noticia me tomo por sorpresa, al principio puse cara de nada, y después no hubo con qué remontarlo, ya esta, cayeron el Raton Perez (la version latina de El hada de los dientes), los Reyes y demás, se termino la ilusión…. y me dio mucha pena; creer e ilusionarse siempre es importante….

Como contrapartida de eso, quiso ir a ver la película “El origen de los guardianes”, la de Jack Frost, donde justamente habla de esto: de que ellos dejan de existir y tener fuerza, si los chicos dejan de creer en ellos. Y lo importante que es para los chicos aferrarse a una ilusión, como recibir un regalo de Santa, un alguién que los cuida, mientras duermen, (como Meme, o el guardián de los sueños), los dientes que se dejan debajo de la almohada en realidad guardan los recuerdos felices, para cuando uno los necesita y se olvida quién es y de dónde viene (el hada los guarda en una cajita con la foto de cada chico), el conejo de Pascua, y la cacería de los huevos. Todos están ahí, para cuidar a nuestros hijos de las pesadillas, y los miedos, fortaleciéndolos desde la esperanza y lo importante de creer en si mismos. Y que en algún momento esto los haga fuertes.

(Guiño importante a los marketineros, la peli muestra como arman estructuras y cadenas de implementación de grandes ideas y procesos, pero se olvidan del trabajo de campo: o sea ver la cara de los niños y saber de la importancia que implica el contacto con la realidad)

Salimos del cine, con Balta convertido en Jack Frost, el nuevo guardián, fuerte y seguro de si mismo, y yo, pensando en como desde chicos, necesitamos creer e ilusionarnos y sobre todo creer en nosotros mismos, para que esto nos haga entender el camino y saber que todos somos elegidos para una misión.

Todos somos elegidos, y tenemos una tarea para hacer.

No se si tengo demasiado en claro, cual es la mía. Tal vez no sea solo una, y sean varias a los largo de esta vida.

Este 2012 no ha sido un año cualquiera. Es un año en el que siento que todo tuvo doble esfuerzo, y por ende doble cansancio. Es un año difícil, pero también feliz. Es un año de muchos obstáculos y muchas satisfacciones.

Espero que el próximo, sea un poco menos agotador e igual de feliz. Y, de yapa, ya que el mundo no se terminó el 21/12, que a todos nos sea un poco mas leve, que los gobernantes sean un poco mas sabios, y menos egoístas, que el mundo sea un poco menos cruel, y mas solidario, que haya menos gente en situación de calle, y mas hogares, con calor de hogar.

Que vos, y yo, sepamos que soñar y creer en una realidad mejor es un derecho, tuyo, mío, de todos . Y ojalá, un día, pronto, sea posible.

Feliz año 2013!!

beso, Carla

(Va el trailer de la peli: http://youtu.be/W8Hn5OKMnT0)

Regalo adelantado de fin de año

Minientrada

Creo que este es finalmente mi regalo de fin de año.

No minimizo mi esfuerzo, ni mi trabajo interno. Hubo esfuerzo, aprendizaje y momentos de desesperación, de desencanto y tristeza, pero finalmente lo he conseguido: Tengo este trabajo, me confirmaron hace un par de días y eso me tiene muy contenta.

Claro que en el medio he recibido algunos comentarios desagradables, pero la gente que es importante para mi se ha puesto feliz.

Así que voy a detenerme un momento acá, voy a parar la cabeza, y lo voy a disfrutar, porque en un mundo donde las cosas estan patas para arriba, yo puedo tener un proyecto, por pequeño que sea, y pensar en cosas buenas, en el “por venir”.

Hoy definitivamente, mi vaso esta medio lleno (repito foto)

Les mando un beso,

Carla, trabajadora y felizvaso

 

Cacerolazo 8N

Ayer en mi país hubo un cacerolazo en contra de las politicas de gobierno y la manera de gobernar de nuestra presidente Cristina Fernandez de Kirchner.  El cacerolazo es la manera que encontró la Argetnina de manifestarse en contra de los gobiernos, pacíficamente, solo expresando repudio, sin violencia y en paz.

El 46% que no la votamos, y seguramente también parte del 54% que si la votaron estabamos ahí, solo golpeando cacerolas, reclamando por justicia, seguridad, menos corrupción, mas oportunidades, empleo, menos pobreza y mejor educacion. Por un pais, mas digno, mas justo, un país del que sentirme orgullosa… Suena a utópico? Es probable, el mundo esta muy complicado hoy… pero estoy orgullosa de haber participado, de creer que algo puede hacerse todavía y que quiero un mejor lugar para mis hijos…

Así que anoche fuimos todos,  Juan, Balta, Benja y yo a  Olivos,  la puerta de la quinta presidencial, donde vive la presidente, con cacerolas, agua y papas fritas, para no sufrir de hambre y calor… había mucha gente, mucha por suerte, mis amigas fueron al obelisco y me mandaron esta foto, que posteo acá…  Mis hijos estaban un poco asustados… les explicamos que eran gente como nosotros, que podía ver todos los días en la calle, y que estaba reclamando por un país mejor, sin violencia, sin pegar, ni hacer daño a nadie, que es otra manera de decir, “yo no estoy de acuerdo”.

Este tipo de cosas, me hacen tener otra mirada, tal vez mas ingenua, con respecto a mi país, y me da alguna esperanza…

Ojalá la soberbia, de la presidente, no le opaque la mirada y le permita ver lo que realmente significa esta marcha: todos queremos democracia, pero no estamos de acuerdo con sus políticas de gobierno, le quedan 3 años en el poder, y tiene que cambiar.

(Nunca escribo sobre politica, pero esta vez, no lo podía dejar pasar…)

Carla

Los otros 40

Pensé que esto iba a pasar bastante más adelante, que todavía nos quedaban muchos años de juventud, diversión y despreocupación, pero en lo que va del año, mi grupo de amigas se ve rodeado de problemas de salud:  Pilar empezó el año con unas biopsias en el estómago, porque parecía tener algo similar al colon irritable, felizmente nada ocurrió, yo con mi nódulo en mi pecho derecho, que sigue estando ahí, y debo controlarlo por 3 años mínimo mas, en un par de meses me vuelve a tocar control, la sobrina de 3 meses de Paz, está en trámites desde que nació porque necesita un trasplante de hígado, y ese tema nos ha partido el corazón a todas, y para coronar este año Pia nos contó el viernes que tiene un problema en la tiroides, que puede ser un Cáncer.

Ahí, esta, todo junto, 7 mujeres entre 40 y 50 años que están atravesando la plenitud de la vida con o sin hijos, nos llegó la etapa de la enfermedad y los controles exhaustivos, mucho antes de lo que todas esperábamos.
Será que la vida cotidiana nos pasa factura? Será que la responsabilidad, la independencia, el “hacernos cargo”, las corridas diarias, los disgustos en cualquiera de nuestros ámbitos, nos cobran “peaje”?

Yo creo que sí.

Creo que en alguna parte pagamos un costo, que viene implícito con todo esto: nos hacemos “mala sangre”, para viajar al trabajo, (y viajar en transporte público en Argentina, o lidiar con el trafico en auto, creanme, no es nada fácil) discutimos con nuestros jefes, o compañeros, nos molestan los comentarios de las personas que no nos tratan bien (en una tienda, la calle, o algún conocido) y al final del día estamos con toda esa mala energía que se nos sumó, y en algún caso tuvimos la suerte de descargar, en otros no, y eso queda registrado en alguna parte del cuerpo.

Siempre pensé que los problemas de salud empezaban mucho más adelante… no sé a qué edad, pero mi negación dice más adelante. Los nuevos 40 nos muestran como chicas de 30: en el mejor de los casos: bellas, profesionales, y familiares. Sonriendo, felices y llenas de vida.

Y sí, es así, pero no es solo eso. Evidentemente el cuerpo no está igual y pasa factura, enfermedades cardíacas, cerebrovasculares, enfermedades terminales, todos los estudios empiezan a partir de los 40. Esa es la otra cara, la otra parte, que no esperábamos,  pero que,  definitivamente, está.

bs

 

Carla

 

Perspectiva de mujer

Hace unos días y tratando de mover un poco mi aguja laboral, me encontré a cenar con 2 conocidas de otros trabajos que, gracias a las redes sociales, nos volvimos a contactar, después de una seguidilla de e mails, resolvimos reunirnos el jueves pasado a cenar.

Entre una cosa y otra llegué ultima, y para mi sorpresa cuando llegue me esperaban con un cálido abrazo y un ” no lo puedo creer” “tanto tiempo” y casi al unísono: “que linda estas!”. Claro, tanto piropo, tanta palabra amorosa, empezamos de lo más divertidas a hablar de los últimos 4/5 años, los cambios, los trabajos, los progresos, etc. En algún momento, Karina, la única soltera de las 3, empezó a contar de sus desventuras amorosas, su falta de rumbo, su tenerlo todo desde lo profesional, pero su soledad interna personal: separada hace un poco menos de 2 años, triste, desencontrada con la época, no sabiendo cómo moverse, entre “solteros, separados, y casados” que la rodean un reloj biológico que la apura, con 36 años, y una necesidad de cambiar de realidad.

En el medio de su relato acerca de cómo ella estaba, y sus conjeturas, sobre qué hacer con su vida laboral o, el chico que no la llama, y ella no sabe si llamar con alguna excusa o no, la escucho haciendo un comentario “muy de mujer”, me reí y la corte en seco y le dije: “pará, ese comentario es muy de mina”, me miro sin entender mucho y me dijo: “cómo?”.” Sí”, le digo, “ellos no piensan así, no tienen esa concepción del tiempo, no te llaman solo para charlar, ellos si te pueden ver, te llaman, y si no esperan a poder, no pierden el tiempo, y en general no tiene este tiempo que nosotras si tenemos (y nos encanta tener) para hablar por teléfono, no necesitan grandes charlas estructurales todos los días, ni se cuestionan todo. Nosotras sí, y eso nos hace enroscar sobre qué lugar nos dan, y estar en desventaja.” Karina se rió mucho y me dijo nunca lo pensé así… puede ser… y Delfina, que estaba escuchando, le dijo algo similar, “ellos son más prácticos, parten de una estructura más simple. Nosotras no”.

A veces estar entre mujeres discutiendo este tipo de asuntos, puede resultar contraproducente, sobre todo cuando ninguna esta en pareja hace mucho tiempo, y de alguna forma se pierde la perspectiva del otro.

Karina se encogió de hombros y dijo, hay días que no se qué hacer, ni adonde ir… o como seguir …. Creo me falta brújula y se me ocurrió preguntarle:” cuando vos eras chica, y te preguntaban cómo te imaginabas? qué querías para vos cuando seas grande que pensabas?”. “No sé, me contestó, ya no me acuerdo…”, “humildemente creo que es ahí a donde tenés que volver; a buscar tu sueño, el real, el primario, el que una guarda en alguna parte interna y te avisa que el camino es por ahí.”

Son esas cosas que, particularmente, yo creo, que me han llevado adelante, aun sin tener muy en claro porque, o para que, me marcaron el camino.

Tengo muy en claro que, puedo no ser nadie importante, en su vida, que puede no importarle lo que yo diga y que, por supuesto, no tengo derecho a opinar; pero Karina tuvo la generosidad de enviarme un pequeño mail, diciendo lo contenta que estaba de haberme visto, y lo bien que le había hecho hablar conmigo. Y eso, me lleno el día de sonrisas.

Buena semana!

Carla