Los otros 40

Pensé que esto iba a pasar bastante más adelante, que todavía nos quedaban muchos años de juventud, diversión y despreocupación, pero en lo que va del año, mi grupo de amigas se ve rodeado de problemas de salud:  Pilar empezó el año con unas biopsias en el estómago, porque parecía tener algo similar al colon irritable, felizmente nada ocurrió, yo con mi nódulo en mi pecho derecho, que sigue estando ahí, y debo controlarlo por 3 años mínimo mas, en un par de meses me vuelve a tocar control, la sobrina de 3 meses de Paz, está en trámites desde que nació porque necesita un trasplante de hígado, y ese tema nos ha partido el corazón a todas, y para coronar este año Pia nos contó el viernes que tiene un problema en la tiroides, que puede ser un Cáncer.

Ahí, esta, todo junto, 7 mujeres entre 40 y 50 años que están atravesando la plenitud de la vida con o sin hijos, nos llegó la etapa de la enfermedad y los controles exhaustivos, mucho antes de lo que todas esperábamos.
Será que la vida cotidiana nos pasa factura? Será que la responsabilidad, la independencia, el “hacernos cargo”, las corridas diarias, los disgustos en cualquiera de nuestros ámbitos, nos cobran “peaje”?

Yo creo que sí.

Creo que en alguna parte pagamos un costo, que viene implícito con todo esto: nos hacemos “mala sangre”, para viajar al trabajo, (y viajar en transporte público en Argentina, o lidiar con el trafico en auto, creanme, no es nada fácil) discutimos con nuestros jefes, o compañeros, nos molestan los comentarios de las personas que no nos tratan bien (en una tienda, la calle, o algún conocido) y al final del día estamos con toda esa mala energía que se nos sumó, y en algún caso tuvimos la suerte de descargar, en otros no, y eso queda registrado en alguna parte del cuerpo.

Siempre pensé que los problemas de salud empezaban mucho más adelante… no sé a qué edad, pero mi negación dice más adelante. Los nuevos 40 nos muestran como chicas de 30: en el mejor de los casos: bellas, profesionales, y familiares. Sonriendo, felices y llenas de vida.

Y sí, es así, pero no es solo eso. Evidentemente el cuerpo no está igual y pasa factura, enfermedades cardíacas, cerebrovasculares, enfermedades terminales, todos los estudios empiezan a partir de los 40. Esa es la otra cara, la otra parte, que no esperábamos,  pero que,  definitivamente, está.

bs

 

Carla

 

Anuncios

Compartimentada

Domingo a la mañana, tempranito, sentadita en la cocina, tratando de conectar conmigo.

Esto de vivir compartimentada es muy desgastante: los chicos, el trabajo, la casa, Juan, yo misma… no me ha resultado nada fácil estos días…. Debo reconocer que en el camino, me encontré pidiendo soporte, explicaba mi situación de stress, mi no quejarme, pero estar cansada, y con alegría digo que recibí de todo: soporte, cariño y compañía de Juan, cariño y cuentos de mis hijos, buenos consejos, oídos atentos, risas con mis amigas y que todo eso me ha hecho sostenerme mejor.

Cuando estaba preocupada por cosas de trabajo, que parecen ponerse de acuerdo en complicarme los viernes por la tarde/noche, y con ello el fin de semana, en una charla con Juan, me decía: “yo no entiendo mucho de puestos de trabajo; al fin y al cabo, todos son empleados, todos tienen un jefe distinto, todos tienen cuentas que rendir a alguien, y mañana a la mañana todos pueden desaparecer, y vos lo viste muchas veces, en varios trabajos. No te persigas” O como me decía una compañera de trabajo nueva, “vos no te olvides de lo que hiciste, de quién sos, y lo que hiciste con tu vida laboral hasta llegar acá. Hace 5 años que trabajas sola, y te fue bien, esto son 6 meses, no le des mas importancia de la que tiene.”

Sabias palabras. (aunque tenga que recordármelas otra persona)

Mis papas, no pudiendo con su genio, ni su edad, preguntándome, como estoy, y si necesito algo, queriendo ver mas alla de mis ojos, y saber que es lo que me tiene tan contracturada…

Mis amigas el miércoles, en la cena mensual, haciéndome reír, diciendo cosas divertidas y trayendo, un frasco de “píldoras”(confites en realidad), que se llaman dosis de amistad, para tomar las que prefiera, y en la despedida la frase fue: “vos vas a ser la chica inolvidable for ever.” O un almuerzo el viernes con una amiga relativamente nueva, de los últimos 5 años, (13 años mas chica que yo) diciendo, “no te preocupes tanto, las cosas se te van a acomodar y sabes que Carla?, no sabes lo que disfruto de nuestras charlas, y lo bien que me hace tenerte de ejemplo.” Yo que siento que hago lo que puedo, mas que ser ejemplo de alguien…

Benja, levantánsose termprano, hablando de cama a cama con Balta (mientras los escucho por el baby call), diciendo en tono de pelea: “Mía mama, no tuya”, y Balta que es mas grande, le dice, “no, es de los 2; ella siempre dice que es de los 2, y de papa tambien, un poco..”. Esos ratos de cuentos en la cama (la mia para que engañarnos), antes de irse a dormir, con beso abrazo y cariño incluido, que me hacen dormir envuelta en alegría y un poco de paz….

Y yo, yo misma, que salgo a correr, al sol, y a mirar el rio, a llenarme de un poco de eso y descargar un poco de todo lo que no me sirve… que voy en el tren, mirando por la ventana, soñando un poco, escribiendo recuerdos que me hacen bien.

Este año me decían que mi familia es un poco un barco, y con este cambio mío laboral de no estar en todo el día en casa, después de haber estado durante 5 años, era como ordenar de nuevo el barco y repartir obligaciones y necesidades. Que el proceso podía ser largo y los cambios de este tipo llevan tiempo.

Mi ansiedad que necesita tener todo ordenado ya, todo resuelto, saber todo, hacer todo, llegar a todos lados…. y yo que necesito salir al sol.

Hoy en buenos aires, por suerte, tenemos sol, mientras escribo, miro de reojo por la ventana, y veo el rayo asomando en el jardín…. Hace muchas años, cuando recién empezábamos a convivir con Juan, los domingos eran mi momento de soledad, me preparaba un rico desayuno, cafe con leche, jugo, tostadas, algo de fruta, me sentaba en el balcón dejaba que me inundara el sol y me ponía a escribir; y como hace años no me pasaba, hoy también domingo a la mañana estoy sola, con un desayuno rico, escribiendo, escuchando pajaritos, y pensando en cosas buenas para mi. Todos duermen, y es como robarle un momento a mi realidad cotidiana.

Salgo a sentarme al sol, antes que alguno se de cuenta, y me devuelva a la realidad.

Carla, asoleada 😉

<

Ser diferente

Ser diferente.

Hay millones de maneras de ser diferente: sexo, política, religión, color, gustos, necesidades, elecciones etc.

A veces la vida nos sorprende con caminos, que debemos tomar sin poder decidir si queremos o no hacerlo.

Y es una elección y las elecciones conllevan una responsabilidad.

Hoy me voy a ocupar de las mías y lo que muchas veces me cuesta ser diferente a mis pares; (ya hemos hablado de eso en https://apasionadablog.wordpress.com/2011/10/17/amigas-en-crisis-de-40-y-yo-en-crisis-con-ellas/ ) el jueves pasado hubo reunión de amigas, nos juntamos en la casa nueva de Marina, y comimos muy rico, el tema central era los movimientos de casa ya que Caro, se mudó este fin de semana también, entonces vino el recuento de cuantas cosas podemos guardar y acumular a lo largo de los años, Caro y Marina, se la pasaban repitiendo la movida de canastos, cajas, ropa, y sobretodo papeles. Marina, incluía las cosas de sus hijas y Caro, las cosas de sus perros.

Junto con Marina, soy la única de mis amigas que tiene hijos (en este grupo somos 7), Caro tiene 2 perros, y no tiene niños. Por otro lado, Caro, Pilar y yo estamos en pareja, y las otras 4 no: Marina, Eugenia, Pía y Paz, no tienen un candidato a la vista hace mucho tiempo… Lo cual no es ni malo ni grave, simplemente es… Estábamos hablando del próximo encuentro el 29 y como es viernes sugirieron pasarlo al fin de semana, en la casa de Caro y yo dije que si era así, yo iba acompañada, ( y por acompañada entendemos en familia) a lo que Caro dijo: que no era lo mismo, porque iban a haber un montón de cosas de las que no íbamos a poder hablar (por la presencia de Juan y los chicos, ella acostumbra a sacar a su marido de las casa cuando nos encontramos ahí), no tengo problema que vos vengas en alegre montón otro día, más que bienvenidos, pero el objetivo de esta reunión es otro y yo dije mejor lo hacemos otro día y listo, todo quedó muy bien, pero la situación fue tensa.

La realidad es que para mí el fin de semana es complicado dejar a todos (y la verdad es que tampoco quiero, habiendo tantos días, justo el día que puedo estar con mi familia me voy a ir?)…sé que no lo dijo mal, y que tal vez tenga que ver, con preservar un espacio, pero yo también tengo que preservar los míos…

Es difícil ser diferente y estar en otro lugar, elegirlo y mantenerlo.

Es difícil que los otros no entiendan y tengamos que estar constantemente, marcando que tenemos un lugar distinto.

Es difícil, porque en algún lugar, no siempre queremos ser distintos, no siempre es fácil estar en la otra vereda, aunque nos sintamos orgullosos de ello.

Y esto es válido para mí, en la vida, para Balta mi hijo cuando no quiere sobresalir sobre sus amigos, para Azu mi sobrina, cuando desde sus 13 años se le hace difícil que la vean creciendo y no la dejen ser…y para mi amigo Manu y su pareja Juan, que deciden que cada uno es lo mejor que le paso al otro

Como decía antes, ser diferente nos iguala a muchos, pero no a todos.

Ser diferente es, en muchos aspectos un trabajo diario, donde defendemos una situación, una decisión, un lugar desde el cual nos paramos, nos hacemos fuertes y decidimos crecer.

Carla

Actitud y tacos altos

botas de Kenneth Cole
Hoy, me calcé unas botas con taco y mientras lidiaba en cómo caminar con ellas, me acordaba de un libro que leí hace un tiempo, llamado “El vestidito negro”, (Nancy MacDonnell Smith) y encontré este párrafo para compartir con ustedes, hablando de zapatos, de sexo, y de hombres

“Los tacones enfatizan de manera caricaturesca los atributos femeninos: hacen balancear las caderas, y sobresalir los senos y el trasero (aproximadamente un 25% según Harper’s bazaar). Los psicólogos sugieren que las mujeres que usan tacos altos, lo hacen para paliar al envidia al pene (esta triste conclusión se basa en que el taco, se le parece….. en fin!)

Una mujer usa tacos es absolutamente consciente que tiene poder, y que caminando con ellos puede conquistar a cualquier hombre que se interponga en su camino.”

No creo que sea  tan así… yo uso taco porque me veo mejor, disimulo mas los kilos, me veo mas alta y la ropa me queda mas linda…No sé siempre pensé que la actitud  era mas importante, “creersela”, como decimos acá… mas allá que saber que una puede conquistar hombres siempre es importante 😉

Hace un tiempo, hablaba con mis amigas sobre el jean y la remera blanca (remera, camisa, musculosa, lo que fuere) es una vestimenta básica, que forma parte de mi vestuario habitual. Nunca me interesó vestirme de mas para salir,  (ni faldas cortas, ni mucho maquillaje, ni stilettos, nunca fue mi estilo)  siempre confié en mis jeans (y botas de distintos tipos: mas altas, mas bajas), para causar un buen impacto.

Lejos estoy de parecerme a ella, pero encontré esta foto de Miranda Kerr (una de las chicas de Victoria Secret) con una leyenda de GQ, que decía mujeres:  imitenla!
Miranda Kerr en Jeans y camisa blanca

Se vé que no estaba tan equivocada! Alguien me presta un sombrero?

Carla

 

 

 

He dicho!

Bikini after ’40s


Caro nos había invitado a la casa a pasar el día. (Cabe aclarar que Caro vive en las afueras de Buenos Aires, y vive en una hermosa casa con perros, pileta y jardín). Alla fuimos las 7 amigas a pasar el día.

La verdad es que hacía mucho tiempo que no pasaba el día con ellas y estaba bastante entusiasmada, solo había un pequeño detalle: la bikini.

La bikini después de los 40 es todo un tema. Tenemos varias posturas, todas respetables:

– la que la usa.

– la que cree que ya no esta para esto

– la que le da un poco de vergüenza si la miran (mi caso)

– la que le importa todo un cuerno

– la que cree que esta como a los 20 (y podemos discutir, si es o no así).

Bueno, era mi primera vez en mucho tiempo de exponer el cuerpo, (sobretodo porque después de Benja, (mi hijo menor, de 2 años) me quedaba un kilo y medio y ya no es así, volvimos a subir 3 y contando! ), la verdad es que hace ya 2 o 3 años que uso bikini, ya mis partes de abajo, son tipo short o pollera, nada de andar mostrando la cola y lo que viene con ella: celulitis y/o estrías y/o gordura, (y cada una le agregará lo suyo)

Llegué para el almuerzo, y estaban todas instaladísimas en la pileta, hacia mucho calor, así que me quede en traje de baño en seguida diciendo: todo bien con la bikini, pero yo ya no estoy para mostrar el culo: y en eso, me dí cuenta que había  6 pares de ojos mirando. Comentarios varios: “ay que original”, “ahhhhh,  que linda me gusta” “bueno, que cada una se ponga lo que prefiera”, y claro, ahí me di cuenta: los años no solo pasaron para mi: Eugenia con sus + de 50 esta muy bien, a Caro se le cayó (y ensancho) la cola, Pilar, que se ve divina, y esta toda floja, Pía corre y entrena todas las semanas, pero esta gorda y tenia esas bikinis con tiritas como a los 20, Marina, esta flaca, flaca, flaca y esta convencida que esta mejor que antes y a  Paz,  estar gorda, ya no le importa.

No me malinterpreten, no las juzgo a ellas, sino a mí. Yo que estaba preocupada por mi, y por como me veo, me di cuenta que en algún lugar todas tenemos un bichito chiquito de competencia, de ver como estamos o llegamos a determinada edad.  De seguir estando lindas y deseables. Ya en nuestras charlas, sobretodo antes del verano, uno de los tópicos son los electrodos, las ondas rusas, y la mesoterapia, (aunque de postre comamos helado y chocolate con el cafe,  que por supuesto tiene edulcorante).

Seguramente a todas nos pasa lo mismo: el tema de la exposición, del cuerpo, de vernos bien, y como se ve una con respecto a las otras.

En mi caso particular, puedo decir, que mas alla de muchas cosas, es difícil que el cuerpo  cambie y no para bien. Antes, no cenaba un par de días, y mi panza desaparecía, ahora tengo que hacer dieta un par de semanas sin harina, para que baje el rollo. Es difícil mirarse al espejo y encontrarse con otro cuerpo. La realidad es que no tengo ni ganas ni disponibilidad para internarme en un gimnasio, me gusta comer, y en algún lugar, se vé que el rollo no me importa demasiado…

Igual creo que el concepto de estética ha cambiado mucho, y el prototipo de mujer es diferente, la nueva generación tiene otro concepto, y otra relación su cuerpo, lo llevan distinto.

(igual me  divertí googleando bikini a los 40, y que aparecieron las 3 imágenes de abajo, divinas ellas!)

xoxo

Carla

naomi watts bikinibikini a los 40bikini a los 40

Bafweek

Minientrada


Mi amiga Vilma y yo nos concimos hace años y casi de casualidad, gracias a mi ex cuñado fui a parar a su casa en Barcelona por 4 días, una semana santa de hace mas de 10 años. Las maravillas de la vida hicieron que fuera “amor a primera vista” nos dimos cuenta que éramos almas gemelas y nos paramos de hablar durante esos días. Y eso fue literal: hablamos, hablamos, hablamos de la mañana a la noche, me lelvo a ver tiendas, a sacar fotos, a cenar, de bares , mercados y copas, y demás. Y hablábamos todo el tiempo de la mañana a la noche, nos divertía darnos cuenta que teníamos un millón de cosas en común: trabajo, ideas, humor, valores, sentimientos, etc. La vida nos ha cambiado mucho ene stos 10 años, pero gracias a la situación económica de España, la tengo viviendo Buenos Aires  desde hace unos meses.

Hace años que planeábamos ir a un desfile juntas,
y el jueves fuimos al Fashion Week de Buenos Aires (BAFWEEK), la realidad es que nosotras la pasamos bien y nos divertimos curioseando, y viendo los showrooms, pero evento una pena: mucho marketing, y poca creatividad.

Las modelos una seguidilla de adolescentes sin formas, , con unos tacos en los que no podían caminar , vamos!!! era un desfile de Lencería!!no sonreían, no se divertían,  ningún condimento, un poco de misterio, de diversión, de mirada cómplice. Que vendemos????? lo mas extraño? La modelo de Triunph en USA es Helena Christiansen, una de las supermodelos de los 90, que es bella, sexy, misteriosa y encantadora. No se podía hacer un casting similar????   (La verdad es que los grandes eventos fashion ya no son lo que eran)

Después del desfile, nos fuimos a otro lado a tomar cafe  a seguir hablando de lo nuestro, la vida!

Van algunas fotos!

xoxo
Carla

Amigas en Crisis de 40 (y yo, en crisis con ellas)

El viernes pasado tuve un día complicado, yo estaba bastante sensible, el temporal que azoto la ciudad no me ayudó, y la gente tampoco…  mi mañana bajo la lluvia no fue muy feliz, me empapé, y la ciudad estaba atestada de autos.

El sábado era el cumple de Pilar, que festejaba en grande sus 40, o como ella los llama:” sus segundos 20″, para resumir hubo una seguidilla de mails sin sentido e innecesarios, sobre el regalo, el vestuario y demás idioteces…sentí que nuevamente había cosas que no se dicen entre mis amigas… hay un trasfondo raro… Decidí llamarla a Eugenia: mala elección, me tiro verbalmente, con todo lo que tenía a mano, dejando entrever, que yo nunca me hago cargo de nada, tal vez sea un poco así, pero la verdad es que ella se hizo la que no sabía nada de lo que estaba hablando, y  que las brujas no somos muy honestas…

La fiesta estuvo bárbara, Pilar es el Ave Fénix: un divorcio, un novio que falleció de Leucemia hace dos años y después de un año y medio de intenso trabajo consigo misma, ahí estaba: bailando felíz con su nueva pareja, sintiéndose plena en esta nueva puerta que se le abre en la vida. Me hace feliz verla feliz.

Anoche me junté con Caro, la “bruja” que me es mas par, la que es frontal, ácida y sin filtro, como yo;  la vida nos une en varios denominadores comunes, y creo que es la persona indicada para hablar de esto. La charla empezó a las 8 PM y terminó a las 2 AM. Imaginen todo lo que hablamos!: las chicas, la pareja, los hijos, los perros, los ex…Pero hoy voy a focalizar en su visión de las amigas: ella dice que la superficie esta jodida en algunas, pero en el fondo, en la esencia, somos todas buenas, pero 20 años después tenemos mas exacerbadas algunas cosas: la tolerancia, la frustración, la acidez, la personalidad de cada una….y recordó momentos en los que habíamos estado todas al pié del cañon: el accidente de Marina, la internación de Pía, la operación del perro de Caro, la muerte del novio de Pilar… todas situaciones tristes decíamos…. entonces qué: somos mas amigas en las miserias, en el dolor, en la enfermedad? Eso nos pone a todas en la misma línea? y que pasa cuando hay algo para festejar? Como el cumple Pilar que  alquiló un hotel boutique, un catering, una barra de tragos . No nos ponemos tan contentas y empezamos a criticar? a mandar comentarios soeces y procaces por mail? “Nunca es dura la verdad, lo que no tiene es remedio…”

En síntesis aunque Caro no coincidía, por no querer pensar mal, al menos,  yo creo que en determinado momento de la vida, (y los 40 son una buena medida) las cosas empiezan a cambiar: los objetivos que no se cumplieron, empiezan a pesar y a ser muy evidente la diferencia entre las que somos felices con nuestra realidad y las que no. Las que vamos cumpliendo objetivos y vamos por mas, y las que están esperando el milagro que todo cambie por si solo…

Mientras escribo,  pienso que hace un tiempo empecé a darme cuenta de las diferencias y creo que  la brecha empieza a ser demasiado evidente para no verla, o hacerse la idiota….Es difícil crecer a destiempo y la cosa creo no pasa por los hijos, la pareja, o el trabajo, sino por estar contenta con la realidad de cada uno de nosotros tiene, y sentir que fuimos eligiendo nosotros y no que la vida nos encontró con esto, y “esto” que es la vida que tenemos, no nos gusta…

Tal vez yo tengo esta visión porque estoy mas contenta con mi realidad y en vez de quejarme siento que al menos trato de hacer algo… y no todos podemos hacer lo mismo…

xoxo

Carla