Haciendo collage….

       Cuando iba a la facultad y cursaba la materia creatividad nos hacían hacer collages para hablar sobre determinados productos, posicionamientos, y mensajes.  Reconozco que entre toda mi parte de fashion y glamorosa de leer revistas extranjeras, (Vogue, Red, Bazaar, In Style, Woman, etc, etc) siempre me gusto guardar fotos que me llamaran la atención por algo; siempre me resultaba muy terapéutico revisarlas (viejas o nuevas) y  buscar fotos y cosas que me identificaran e intuitivamente iba armando el collage del momento…


El otro día leyendo una nota sobre las memorias de  Diane Keaton en la revista Harper’s Bazaar  (Argentina) de Enero encontré una frase que me hizo dar cuenta que no estoy sola con mi técnica : “Supongo que podría decir que coleccionar y reconvertir imágenes, reorganizar lo conocido de manera que formara un conjunto inesperado con la esperanza de descubrir algo nuevo, se transformo en una de nuestras creencias comunes. El collage, lo mismo que el razonamiento abstracto, era un proceso visual para analizar información. Cierto? (…) evidentemente ella creía que yo estaba en lo cierto.”

Supongo que todas esas fotos reorganizadas, palabras, y colores pretendieron (y lo siguen haciendo) decirme algo mas de mi misma, del momento que vivo, y de lo que necesito visualizar con respecto al futuro.

Esa costumbre me acompaña hasta el día de hoy y siempre me ha resultado terapéutica y reparadora. No solo para entender mi presente sino para ver lo que esta “por venir”.

Hacer collage de situaciones, de proyectos, de cambios, es una buena manera de relacionarse con todo eso. Es como desmitificar  lo malo y apoyarse en lo bueno.

Van los míos!
xoxo
Carla

Libros, libros

Finalmente llegaron los estantes, el escritorio y las ménsulas. Esta es la última etapa de mi mudanza. Desde ayer estoy definitivamente mudada.

Reencontrarme con mis libros y con el que
definitivamente es mi lugar, es maravilloso. Al principio reconozco que el caos me superó; eran mas de 20 cajas de libros de todos los tamaños y los géneros: novelas, clásicos, libros de chicas, autoayuda (sí, si autoayuda, deben haber como 10!), pintura y fotografía. Inglés y Español. Libros de Idiomas, diccionarios, libros de Publicidad, Marketing, y por supuesto, la sección revistas, que no es menor: Vogue, InStyle, Wallpaper, GQ, etc, etc, saben que encontré? el # 100 de Vogue Americana… 1992! y en un estado impecable.

Los libros son uno de mis grandes placeres. Compro de a 5, para cuando tenga tiempo, y de varios géneros. Pruebo con autores que me recomiendan, o los encuentro en artículos que me resultan interesantes. A veces, me engancho con uno, y hasta que no tengo todos no paro; eso me paso con varios: Nick Hornby, Truman Capote, Patricia Highsmith, Carver, Auster.

En una época, que recuerdo con mucho cariño, me pedía libros en Amazon.com, de fotografía, diseño y pintura; era una forma cómoda de no cargarlos en viajes y tenerlos en casa. También de sentirme una niña y recibir regalos preciosos envueltos, con tarjetas escritas por mi misma, llena de buenos deseos. Como un amigo imaginario, vieron?

Me paso de reencontrarme con cosas que leí hace 10 años y sentir ganas de volver a releer párrafos como con “Música para Camaleones”, o las divisiones de los horarios de “Un gran Chico”. O encontrar en un libro de Pintura de Hooper, la imagen de una escena del “Short Cuts” de Carver, que se ve en la película de Robert Altman.

Saben que? me emocioné mucho, vi de golpe casi 20 años de mi vida.

Detalles? todos, Marido y niños, ayudando, levantando cajas, subiendo libros, limpiándolos de tierra… el chiquitín en el colchón, mirando las idas y vueltas. Otro detalle del lugar? el colchón en el piso con almohadones para tirarse a leer, y mirar el jardín…

Definitivamente, mi refugio.

bs

Carla